La Mano de Fátima y el Mandala

La Mano de Fátima y el Mandala

La Mano de Fátima es conocido popularmente como un símbolo de protección, mayormente utilizado para proteger a su portador contra el mal de ojo o las malas vibras. Este símbolo es tan antiguo, que tiene muchas variedades en su diseño, dependiendo de la cultura a la cual pertenezca, siendo las más comunes el judaísmo, islam y el hinduismo.

Dentro del hinduismo, sus creyentes incluyen además otros símbolos conocidos como mandalas, y la fusión de ambos elementos, aumentan la protección de estos, trae paz interna y protege contra las malas energías.

¿Qué son los mandalas?

Los mandalas son unas imágenes que actualmente han alcanzado una gran popularidad, no sólo por su significado espiritual y de protección, sino por sus atractivos diseños, colores y que se le ha incluido también al conocido símbolo de la Mano de Fátima, incrementando su esencia protectora.

La palabra mandala significa rueda o círculo, y en la actualidad, los utilizan como una terapia de dibujo, donde la persona realiza el diseño de un mandala dependiendo de su estado de ánimo.

El mandala en la mano de Fátima

Los mandalas en la mano de Fátima, resulta entonces ser utilizados mayormente como una propiedad decorativa, pero a su vez, cumple otras funciones. Ambos elementos provienen de épocas bastante antiguas, y tienen sus orígenes dentro de culturas orientales.

Los mandalas reflejan paz y armonía. Sus diversos colores y diseños intentan llevar a un estado semejante al de la meditación o el hipnotismo, y en combinación con la esencia protectora de la Mano de Fátima, quien porte estos símbolos combinados, gozará de una paz y armonía infinita y protección divina.

Anuncios